Nava del Rey

Nava del Rey nace durante la repoblación cristiana del siglo XII como Nava de Medina siendo la vitivinicultura y la industria textil su principal motor económico. Esta situado en la vertiente meridional de Valladolid, a 50 kilómetros de su capital y forma parte de la comarca de Tierra del Vino. En 1560, Felipe II le exime de la jurisdicción medinense titulándose desde entonces Villa de la Nava del Rey. A partir de aquí, el desarrollo será constante y los sucesivos monarcas le concederán numerosos privilegios incluyendo el título de Ciudad por el rey Alfonso XII, “teniendo en consideración la importancia y desarrollo creciente de Nava del Rey”. La importancia económica que llegó a tener esta ciudad se aprecia en las fachadas, soportales y escudos de algunos caseríos de sus calles principales como la calle Manuel Salvador Carmona y plaza de España.

Sin lugar a dudas, el edificio más emblemático es la Iglesia parroquial de los Santos Juanes, obra entre los siglos XVI y XVIII en estilo predominantemente renacentista, aunque también podemos observar el estilo gótico existente en la cabecera y el barroco de la sacristía y la torre. Destacable es el retablo del altar mayor, diseñado en el siglo XVII, y varias obras de gran interés como  el grupo escultórico del “Llanto sobre Cristo Muerto” así como el coro, realizado en madera de nogal, con 48 sitiales y decorado con motivos vegetales. Frente a la iglesia se encuentra el Ayuntamiento, un sobrio edificio del siglo XVIII de estilo barroco.  Otros edificios de interés son, el Convento de las Hermanas Capuchinas de los Sagrados Corazones, diseñada en los siglos XVIII y XIX en estilo neoclásico, que guarda en su interior dos importantes obras escultóricas “La Divina Pastora” y “El Cristo del Perdón“, el antiguo Convento de los Padres Agustinos, renacentista, de los siglos XVI y XVII en la salida hacia Rueda, hoy propiedad privada; y el Hospital de San Miguel, cerca del Ayuntamiento, barroco, del siglo XVIII. Otro edificio digno de reseñar es la Ermita de Nuestra Señora de la Concepción, ubicada sobre un pequeño otero a un kilómetro al norte de la localidad, construida en el siglo XVI, en estilo gótico, aunque tiene añadidos barrocos.

Un aspecto relevante de la comarca es la existencia de bodegas en el subsuelo del casco urbano, tanto es así que en Nava del Rey existen más de 500 bodegas de diferentes tamaños que conforman el patrimonio oculto de la ciudad. Buen ejemplo de ello es nuestro restaurante que muestra perfectamente la arquitectura y diseño tradicional de este tipo de construcciones.

En Nava del Rey existen multitud de fiestas de importancia regional y nacional, la denominada Fiesta de los Novillos, del 6 al 10 de septiembre, con tradicionales juegos infantiles, conciertos, teatros, verbenas, corridas de toros y animados encierros por las calles del pueblo. Otras fiestas son, “La Función” que se celebra el último domingo de mayo con una romería en honor a la patrona Nuestra Señora de la Concepción bajo el sonido de la dulzaina y el baile de jóvenes ataviados con el traje regional, y por último la “Virgen de los Pegotes“, celebración también en honor a nuestra patrona que cuenta con gran devoción y tradición, ya que se viene festejando desde 1745. El día 30 se baja de la ermita hasta la parroquia de Nava del Rey, en un carro tirado por mulas y entre hogueras que encienden los vecinos a su paso con antorchas llamadas “pegotes”, para ser devuelta a su ermita el día 8, festividad de la Concepción de la Virgen.

A continuación un fantástico resumen audiovisual titulado “Espacio y Luz” creado por el Ayuntamiento de Nava del Rey con el objetivo de promocionar el municipio.

Para más información consulte la página web oficial del Ayuntamiento de Nava del Rey o diríjase al Punto de Información Turística Municipal.

 

HORARIO de INFORMACIÓN TURÍSTICA

Martes: 17h. a 19.30h.

Miércoles a domingo (y festivos): 10h. a 13.30h. y 17h. a 19.30h.

Lunes y martes por la mañana: Cerrado